viernes, 24 de febrero de 2017

Fin de la existencia

Fue entonces que me di cuenta,
no me amabas
quizás
nunca lo habias hecho.

Tres años después me percaté,
con el dolor que me causaste
y la sangre que vi correr
sobre mi cuerpo,
de que no fui más que
un juego
el mejor medio de entretenimiento
para tu frívola sed de venganza.

Cobraron sentido todos los regaños,
las veces que mis amigas te juzgaron,
las veces que mis padres me prohibieron verte,
las veces que me pidieron que te dejara
y las veces que no lo hice.

Todo se acumuló.
El mal no busca más que
oscuridad abismal,
el bien no repara hasta hallar
luz y paz.

A ti no te bastaron
las lágrimas,
no te fueron suficientes
los gritos,
querías ver
dolor y cicatrices.

A mí no me bastaron
los rechazos,
no me calmé al ver que
te alejabas,
anhelaba tus
regresos eventuales
y la forma en que
jugabas conmigo
como si fuésemos reales.

Entonces, con el mar de emociones
mezclado con tu infierno de resentimiento,
volviste
por última vez
para acabar conmigo
de una vez por todas.

Y te digo, en medio de
la agonía y del trauma ocasionado, que
me mataste y te moriste.
Tu vacío nos absorbió,
nos redujo a menos que cenizas.

Ya no existes,
ni yo contigo.
No te quiero,
no te amo,
no me dueles,
no te lloro,
no te extraño.

Ya no existes.



viernes, 20 de enero de 2017

Surgiendo en el silencio

Tus miradas cruzándose con las mías,
tus manos encajando con mis curvas, perfectamente,
tus labios sellando un sentimiento que gritamos al viento
con caricias, con sonrisas de complicidad y con abrazos.

Nuestros encuentros furtivos de medio día;
nuestros desvelos en madrugada, por placer;
nuestros caprichos de jugarle la vuelta a la soledad
mientras nos hacemos uno en alma y en espíritu.

Estas ganas de gritarle al mundo que te amo,
estas ganas de sentir tu calor conmigo, en todo tiempo,
estas ganas de decirle al resto que se olvide de mí, de la que era
antes de que llegaras a cambiar mi vida,
antes de que llegaras a enamorarme así.

Lo cierto es que fuimos
un enlace inesperado del destino.
No nos esperábamos,
pero actuamos justo a tiempo,
en medio de otros cuerpos esculturales y sudorosos,
con una cena familiar imprevista,
con unas cervezas y horas enteras de plática.
No planeamos nada y, a pesar de eso,
somos producto de una manera perfecta
de encajar tu vida con la mía.

Existen adversidades hasta en la literatura,
-no seremos perfectos, no va a ser fácil-
naturalmente las habrá también con nosotros.
Deberemos luchar por esto, por
el amor que perdura y que no se va,
pero lo haremos, una y mil veces,
porque no somos pasajeros.
Porque no nos adelantamos al tiempo de las cosas,
pero tampoco dejamos que se nos vaya de las manos.

Y es, con el pasar de los días y las noches, que
nos haremos más unidos,
nos verán cada vez más como a uno solo.
Nos habrán de envidiar...

Porque pocos amores hay
que sean tan reales como este
que está naciendo entre nosotros.
Pocos locos existen,
que se atrevan a quererse
como nosotros lo hacemos.
Pocos tienen la suerte
de ser tan anormales
y tan felices a la vez.

Imagen obtenida de: http://favim.com/image/4022185/

miércoles, 30 de noviembre de 2016

Ilusión, nada más

Podrás enamorarme con una mirada,
hacerme sonreír con un beso,
marcarme con tus abrazos.

Podrás construirme
un mundo de ensueño
con tus palabras.

Podrás enredarme
en mundos enteros
construidos con suspiros y susurros.

Podrás darme momentos felices,
segundos en un paraíso irreal...
Pero nada ha de perdurar
si solo en el aire te quedas.

Si tus actos no demuestran
lo que tú corazón dice sentir.
Si estás y no estás.
Si no das todo
por vernos florecer
día a día.

Si eres solo un sentimiento
y no un actuar continuo
merecedor de mi amor eterno.

miércoles, 16 de noviembre de 2016

Eternos

Que nos aten las mismas locuras,
los mismos demonios,
las estrellas
y una galaxia
entera de pasión.

lunes, 31 de octubre de 2016

Ilusión

Niebla.
Somos todo y somos nada.
Somos sólo en mí cabeza,
en mis sueños más profundos.

Te tengo a mi lado,
te deseo de muchas formas
y la distancia entre ambos
es mayor que cualquier Galaxia.
Como agua que huye de mis manos.

Mi cuerpo late, vibra a tu cercanía.
Grito con ansias por tenerte conmigo
pero no somos más que aire
y vacío incontenible.

Somos, seremos siempre
una fecha de caducidad,
el deseo de lo prohibido...
Una irrealizable fantasía de mi cabeza.

lunes, 3 de octubre de 2016

Un año y tres meses después

Aunque no estaban juntos, así se sentían. Podían dejar de hablarse, de verse o de escribirse por meses. Pero siempre volvían el uno al otro.

Vivían en una especie de fidelidad inquebrantable con sentimientos no declarados de por medio. Estaban alejados por las tormentas y por no saber sobrevivir a la tempestad. Sin embargo, sabían que sobraban las palabras y que sus corazones se desbordaban cada vez que se volvían a encontrar. Eso bastaba, eso les era más que suficiente.

jueves, 1 de septiembre de 2016

Sobre el querer

Quiérela y cuídala
no te vas a arrepentir de sus locuras.
No te vas a arrepentir
de su irracional manera de enamorarse de ti.

Abrázala muy fuerte,
toma su mano,
prométele el cielo
y ella te dará las estrellas.

Bésala bajo la lluvia.
Bésala y sonríe después de hacerlo.
Besa su alma y nunca te dejará ir.

Recorran grandes distancias,
no paren de ser felices juntos.
Hagan lo que deseen
pero siempre con pasión.

Déjense llevar,
como al ritmo de una melodía,
lleguen a lugares desconocidos
y no miren atrás.