Día de los no enamorados.

Solo es un día más. 
Eso dicen para llamarte al orden
y reprimir tus heridas. 

Sí, es un día más. 
En el que todo me recuerda un aroma,
una sonrisa,
unos brazos en especial. 

Es solo un día más para sentir tu ausencia
y rendirme ante el pecho palpitante.
Unas horas para llorar, 
unas horas para odiarte más. 

Solo es una de las fechas en mi mes favorito,
para recordar que hace unas auroras
tú estabas aquí
deseándome un día feliz,
cuando ahora solo me lo desean personas desconocidas...
para que cese el fuego
aunque ardan las cenizas. 

Feliz día del cariño,
feliz dolor de alma,
feliz recuerdo de la silueta ausente,
feliz rocío insaciable. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Surgiendo en el silencio

Melodía de amor

Fin de la existencia